Conoce los términos municipales de la DO Utiel-Requena

La DO Utiel-Requena abarca nueve términos municipales: Caudete de las Fuentes, Camporrobles, Fuenterrobles, Requena, Siete Aguas, Sinarcas, Utiel, Venta del Moro y Villargordo del Cabriel, cada uno con su propia historia, paisajes y lugares históricos de gran interés. ¡Repasamos los atractivos de los términos municipales de nuestra región vitivinícola!

Caudete de Las Fuentes, cuyo nombre proviene del latín caput aquae (‘cabeza o fuente de agua’), por su riqueza en enclaves de aguas, está ubicado en el valle alto del río Magro. En esta zona se han encontrado restos de poblados de la época ibera, entre los que destaca el de Los Villares, también conocido como la Antigua Ciudad Ibérica de Kelin, que estuvo habitado desde la Edad del Bronce (siglo V a.C.) hasta el Ibérico Reciente (siglos II – I a.C.). Allí, aparecieron diversos objetos como ánforas, las cuáles poseen unas marcas peculiares que identificaban el origen, contenido, propiedad, precio y demás características del vino, lo que demuestra los más de 2500 años de antigüedad de la tradición del cultivo de la vid en nuestra región vitivinícola.

Fte+Alameda Caudete

Caudete de Las Fuentes: Una localidad llena de fuentes y con una gran historia.

En el extremo noroeste de la altiplanicie de Utiel, en el límite con la provincia de Cuenca, se sitúa Camporrobles, otro de los términos municipales de la DO, en el que se encuentran diversos lugares de interés histórico como El Molón, un parque que integra un conjunto arqueológico localizado en la cima y un centro de interpretación, El Picarcho, otro yacimiento arqueológico de la Edad del Bronce, la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, las Escuelas del Patronato de Martínez de la Mata o la Ermita de San Cristóbal.

Fuenterrobles, por su parte, es el municipio más pequeño de la comarca y de la Comunidad Valenciana. En la cueva de los Arenales del Cid que alberga se han recogido cerámicas ibéricas y romanas, así como una moneda de Galieno. Asimismo, resaltan entre sus monumentos la Iglesia Parroquial, dedicada a Santiago Apóstol, la Torre de telegrafía óptica de Fuenterrobles, la Fuente del Concejo y el Paseo de la Vega.

De mayores dimensiones es la localidad de Requena, ubicada entre la meseta castellano-manchega y el Mediterráneo del que tan sólo la separan 67 km. Su reconocido Barrio de La Villa, declarado en 1966 como Conjunto Histórico Artístico de carácter nacional, atrae a cientos de visitantes cada año, quienes se deleitan paseando por sus calles adoquinadas, observando la antigua arquitectura de sus edificios, subiendo sus cuestas o visitando las famosas Cuevas de La Villa, que fueron construidas por los árabes como refugio y silos. De hecho, en ellas se conservan elementos esenciales para la elaboración de vinos como trullos, piqueras, respiraderos y tinajas del siglo XII.

Villa Requena

Villa Requena: El barrio más característico de la ciudad.

También, sobresale la elegancia de sus monumentos como la Iglesia de San Nicolás., la más antigua de las iglesias de La Villa, la Iglesia de Santa María, la más grande, la Iglesia del Salvador, edificada sobre el solar de una ermita dedicada a Santa Bárbara, la Alcazaba, construida por los almohades en el siglo XI,  el Palacio del Cid, reconstruido en el siglo XV y que se cree que fue la residencia que habitó el Cid Campeador, el Monumento Universal a la Vendimia, obra del arquitecto Ricardo Roso y el escultor Esteve Edo, la Fortaleza, La Judería o la Torre del Homenaje.

Otra de las urbes que conforman los términos municipales de la DO Utiel-Requena es Siete Aguas. Localizada en la sierra de las Cabrillas, debe su nombre a que en la antigüedad para llegar hasta esta población por el antiguo Camino Real a Madrid, había que cruzar siete veces el Río Suc mediante puentes de madera integrados en el paisaje.

Posee un microclima especial muy diferenciado del de los otros pueblos, lo que le otorga una mayor singularidad a las uvas que se cultivan en esta región. Célebre por sus innumerables fuentes, repartidas por todo el término municipal, sus atractivos más conocidos son la Ermita de San Blas, dedicada a de San Juan Bautista, la Cruz Pairal, que simbolizó hasta 1851 (año de la inclusión de Requena y su comarca en la provincia de Valencia) la frontera entre los antiguos reinos de Castilla y Valencia, La Torre del Mojón o la Torre de la Contienda, formada por los restos de un torre de vigía o de defensa en la frontera entre Castilla y Aragón, y la reconocida Fuente de los Siete Caños, de más de cien de antigüedad con aguas que destacan por su calidad y salubridad.

Vista Siete Aguas

Siete Aguas: Una localidad situada en un enclave privilegiado.

Del mismo modo, el municipio de Sinarcas, situado en los límites con la provincia de Cuenca, resalta por sus montes repletos de pinos, rodenos, enebros y  sabinas, y por poseer diversos monumentos como Iglesia de Santiago Apóstol, la Ermita de San Marcoso el Ecomuseo del Habitat Rural.

Utiel es otro de los centros de la comarca, localizado en un altiplano, a orillas del río Magro, ostenta números monumentos significativos como la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción (siglo XVI), la Ermita del Remedio (siglos XVI, XVII y XVIII),  la casa Consistorial, un edificio neoclásico de sobria arquitectura castellana, la Bodega Redonda, sede del Consejo Regulador de la DO Utiel-Requena, así como numerosas cuevas y subterráneos, realizados por los propios ciudadanos y que eran empleados para todo tipo de funciones como almacenes, refugios o bodegas. De manera que los viticultores de Utiel, producían su propio vino bajo sus viviendas.

Utiel

Utiel: Una ciudad con una gran tradición vitivinícola.

Otros de los edificios característicos de Utiel son El Almazar, una prensa que se usaba para la extracción de cera de los paneles avícolas, la Casa de la Cadena-Salón Perez, un palacete noble del siglo XVI al que se le concedió el “derecho de asilo”, y en el que pernoctaron diversos reyes de España como Felipe II, Felipe III, Felipe IV y Felipe V,  el Castillo y la muralla de Utiel, el Museo del Vino de la Comunidad Valenciana, el Museo Taurino de Utiel o el Museo Mariano de la Virgen del Remedio.

Por otra parte, encontramos la población de Venta del Moro, cuyo nombre se fundamenta en la supuesta existencia de una venta regentada por un musulmán en el camino que iba de Toledo a Valencia y que comunicaba Iniesta con Requena por el Puente de Vadocañas. Cuenta con varias iglesias como la de Cristo Rey, Nuestra Señora de Loreto, Nuestra Señora del Carmen, de San Antonio Abad o de San Isidro Labrador, entre otras. Incluso, parte de su término municipal forma parte del Parque Natural de las Hoces del Cabriel, el mayor paraje natural protegido de toda la Comunidad Valenciana

Completa la lista de los términos municipales de nuestra región vitivinícola, Villagordo del Cabriel, urbe ubicada en el extremo occidental de la provincia de Valencia, separada de la provincia de Cuenca por el río Cabriel. Esta localidad destaca por su particular belleza natural con valles, hoces y barrancos, fruto de la acción del Cabriel, que muestra todo su poder especialmente en los Cuchillos y las Hoces del Cabriel, dos parajes naturales imperdibles para los visitantes.

 [:]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *