Cinco razones por las que hay que apostar por el marketing enológico

Parece algo muy sencillo, e incluso puede llegar a ser obvio. Para llegar a tu público, a tu audiencia o a tus clientes no hay otra manera que invertir en marketing y  comunicación. Evidentemente, lo primero es tener un producto bueno y de calidad. Fórmula aplicable a cualquier ámbito o negocio.

Pero centrándonos en el sector vitivinícola, el futuro le depara grandes retos por delante. El primero y más importante de ellos es seguir potenciando y promoviendo el consumo de vino entre los consumidores.

Cinco razones por las que hay que apostar por el marketing enológico 0

El marketing y la comunicación son fundamentales para proyectar y posicionar el vino y las bodegas entre sus públicos

Y el segundo de los retos está estrechamente relacionado con el primero y es la evolución de las tendencias y la aparición de nuevos consumidores y nuevas maneras de comprar y de relacionarse en el mundo digital.

Podríamos elaborar una lista inacabable de desafíos, pero destacamos estos dos porque es precisamente el marketing una de las herramientas que puede contribuir a afrontarlos con éxito.

Entonces la pregunta obligatoria es, ¿cómo la comunicación y el marketing pueden impulsar nuestro negocio enológico? Pues aquí van cinco razones:

Cinco razones por las que hay que apostar por el marketing enológico 1

La identidad de los vinos también pasa por disponer de un continente (botella) atractivo y diferenciador.

  1. El marketing nos permite conocer bien nuestro producto y saber lo que le diferencia del resto. Eso implica necesariamente que además de estudiarnos a nosotros mismos, nuestros vinos, nuestra bodega y nuestra materia prima, también debemos conocer de cerca a la competencia. Eso pasa por hacer un amplio y exhaustivo estudio de mercado, que nos permita identificar todas esas variables y decidir cuál queremos que sea nuestro posicionamiento dentro de ese universo.
  2. Nos ayuda a construir una marca y asociarle unos valores claramente identificables y diferenciadores. El marketing vitivinícola pasa necesariamente por invertir en branding, packaging, identidad visual, merchandising, etc.
  3. Identifica quiénes son nuestros consumidores y potenciales clientes, sus necesidades, sus gustos y sus hábitos. Sólo conociéndoles profundamente sabremos cómo llegar a ellos y ofrecerles lo que se adapte a sus necesidades y gustos.
  4. Nos ayuda a conectar con nuestros clientes. Establecer una conexión emocional con los consumidores finales, ofreciendo una experiencia global. El cliente de hoy en día es más exigente, busca vivir experiencias nuevas, sorpresa e interacción, que le cuenten historias y conectar con ellas. Ahora está de moda decir engagement.

Cinco razones por las que hay que apostar por el marketing enológico 2

En los últimos años han aparecido nuevos canales de comunicación. Fuente image: Freepik

  1. Además, nos permite llegar a nuevos consumidores (gente joven, millenials). Eso implica indudablemente subirse al tren de las nuevas tecnologías, empleando los nuevos canales de comunicación como son las redes sociales y la innovación.

Después de todo esto,  ¿Os hemos convencido? ¿Nos aportáis alguna razón más?

 

1 opinión en “Cinco razones por las que hay que apostar por el marketing enológico”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *