Los mejores vinos para disfrutar en una terraza

Con la llegada del buen tiempo, a todos nos gusta disfrutar del aire libre en una terraza junto con un vino. Por ello, hoy queremos recomendarte los mejores vinos para degustar en una terraza.

El vino blanco Nodus Chardonnay de Bodegas Nodus es uno de ellos. Con la uva Chardonnay de la finca El Renegado se consiguen magníficos mostos que, fermentados en barricas nuevas de roble, dan como resultado este espectacular vino ganador de varios premios como la medalla de plata en el Mundus Vin 2015.

Nodus chardonnay

Nodus Chardonnay: Un vino con mucha personalidad e intensidad.

 

Con un color amarillo pajizo con destellos de oro, este vino emite fragancias propias de la variedad Chardonnay: madera nueva, frutas tropicales y vainilla. Armonioso y bien estructurado, contiene la dosis justa de acidez  y deja un sabor persistente en la boca.

Por otra parte, el vino Impromptu Sauvignon Blanc  de Bodegas Hispano Suizas es otro de los mejores vinos para disfrutar en una terraza. Elaborado con uvas de cepas de baja producción, que únicamente se vendimian por la mañana para mantener una adecuada temperatura en la uva hasta la llegada a la bodega, es un vino minuciosamente producido que conserva todas las características originales de la uva.

Impromptu Sauvignon Blanc

Impromptu Sauvignon Blanc: Denso y untoso, es un vino que deja huella.

 

Presenta un color amarillo con reflejos verdosos y sus fragancias complejas recuerdan a fruta fresca tropical y compota. Con buen peso de fruta en boca, untuoso, denso y largo, es un vino intenso que embarga a los sentidos.

Asimismo, el vino Pasión de Bobal rosado de Bodegas Sierra Norte, fruto de la combinación de una meticulosa selección de los mejores racimos, es otro de los vinos indicados para disfrutar en una terraza.

Pasión de Bobal rosado

Pasión de Bobal, un vino rosado ágil y vivo.

A la vista, resalta su color rosa claro brillante, mientras que el olfato se deleita con los abundantes toques de fruta roja (grosellas, cerezas y fresas) y notas de pétalos de rosa. Equilibrado, sabroso, amplio y con una especial acidez, es un vino ágil y vivo que evoluciona en la boca y deja un postgusto inolvidable.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *