Cómo maridar vino y jamón ibérico

Si eres de a los que les encanta degustar jamón ibérico junto con una buena copa de vino, este post está hecho para ti, dado que te explicaremos cómo maridar estas dos delicias gastronómicas de forma conjunta.

El jamón ibérico es un clásico dentro de nuestra gastronomía que solemos consumir o bien sólo, para apreciar sus ricos matices, o acompañado con pan. ¿Y la bebida? Casi siempre se combina con vino, lo que ocasiona más de un dolor de cabeza para acertar con la elección.

Y es que el jamón ibérico posee un elevado contenido de sal, un aspecto que se acentuaría si eligiéramos vinos de mucha acidez para maridarlo. Del mismo modo, su grasa hace que precise de vinos con  taninos firmes pero con una estructura suave ya que es un plato de sabor delicado.

maridaje-vino-y-jamon-iberico

Maridar jamón ibérico y vino: Pocas experiencias gastronómicas son tan satisfactorias como la de degustar jamón ibérico acompañado de un buen vino.

¿Entonces qué vino es el mejor para maridar con jamón ibérico? Los vinos ácidos son los que quedan totalmente descartados, especialmente los vinos blancos jóvenes y aromáticos quienes no casan con el jamón, y lo mismo sucede con la mayoría de vinos rosados. A partir de ahí podemos elegir vinos tintos jóvenes y suaves, los cuáles  parecen fundirse a la perfección con el jamón ibérico, envolviéndose con su grasa y expresión tánica, o apostar por vinos blancos secos con crianza si estamos deleitándonos con un jamón ibérico de curación media, para poder disfrutar de todas las propiedades de este exquisito alimento.

Por lo que respecta a los vinos tintos de crianza, para que mariden adecuadamente con el jamón se requiere que exista una armonía entre el contenido alcohólico y la acidez. En el caso de los vinos tintos de reserva se corre el riesgo de que, por su potencia e intensidad, acaben opacando el sabor del jamón ibérico, aunque si elegimos un vino de este tipo con niveles medios, la combinación puede ser sensacional, en la que cada alimento se respete sin restarle valor al otro.

Esperamos que con estas sencillas recomendaciones, la próxima vez que tengas que elegir un vino para maridar con jamón ibérico, tengas un poco más claro cuál es la opción más adecuada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *